Categoría: Invertir

¿Inversión y especulación son lo mismo? No ¿Ambas podes realizarlas desde tu casa? Si ¿Son peligrosas? Depende. ¿Y entonces? A leer más en este post.

Una inversión es aquella operación que luego de un riguroso análisis permite al inversor obtener seguridad de su capital y un determinado retorno. Las operaciones que no cumplen con éstas condiciones son consideradas especulativas. Por eso solemos compartir posteos sobre los perfiles de inversores, su apetito de riesgo y las diferencias entre inversiones de renta fija y renta variable.

Si vos podés diferenciar inversión de especulación ¡Estás preparado para convivir con ambas! Si estás preparado psicológica y financieramente para superar los resultados adversos por un período corto o largo de tiempo de la especulación ¡Adelante!

La especulación es inevitable (y necesaria), porque ofrece posibilidades de ganar o perder, y siempre habrá inversores que quieran asumir esos riesgos.

Si tenés claros los riesgos y el respaldo para especular ¡Ajustate el cinturón de seguridad y avanzá! Lo importante que es no confundir especulación con inversión ya que en caso de resultar una operación con pérdidas ¡Tenés que saberlo de antemano! 

Nunca debería pasarte que estés especulando mientras pensas que estás invirtiendo. Incluso el azar pudo haberte ayudado y ese será un problema la segunda vez que inviertas. La tentación de seguir una corazonada en lugar de un análisis técnico o fundamental.

Si vas a especular hacelo seriamente, no como un hobby. Requiere de conocimientos y respaldo financiero. Sino vas a poner en riesgo el saldo de tu cuenta comitente.

Aprender sobre finanzas es mucho mas divertido de lo que muchos piensan. En este episodio del podcast tenés más información que seguro te va a interesar.

 

Si llegaste hasta acá y te gustó lo que leíste bancá el proyecto de este emprendedor invitándome un cafecito con solo un clic. Cada aporte me permite dedicarle más tiempo a este espacio y seguir generando contenido de calidad. Mientras tanto te regalo un episodio del podcast ¡Gracias!

Al comenzar a invertir tenés que saber que los mercados suben y bajan como un ascensor. Vos decidís bajarte mas arriba o mas abajo, esa será tu decisión.

No sabemos al invertir como será el precio de una acción en los próximos días pero tenemos bastante certeza sobre la próxima década. Los mercados de acciones tienen tendencias al alza en el largo plazo lo cual puede incluir periodos prolongados de bajas durante ese lapso de tiempo.

Cabeza fría 

La clave en el mercado de acciones es mantener la cabeza fría y pensar en el largo plazo. Si no sos un inversionista profesional o muy activo, no trates de seguir día a día las noticias de los mercados para “jugar” o especular con la compra/venta e intentar “ganarle al mercado”. Dejá eso para las películas. En vez de eso chequea los mercados en periodos de tiempo regular (Ej. 1 mes) y según tu tolerancia al riesgo y apetito por rentabilidad, ajustá tus decisiones de inversión.

Elegir una estrategia y mantenerla a lo largo del tiempo también es invertir

Mucho se puede leer sobre “estrategias de inversión top/selectas/infalibles”. Seamos claros. Las estrategias infalibles son como Santa Claus, el viejo pascuero o Papá Noel. Ilusiones colectivas que hacen felices a algunos y les hacen poner dinero a otros. Las estrategias infalibles no existen (siempre hay riesgo, ya que su contrapartida es la rentabilidad). Por lo tanto desarrolla una estrategia sencilla y mantenla.

Si el precio baja no siempre es tiempo de salirse

Normalmente las personas sienten confianza para invertir (y seguir invirtiendo) en los mercados al alza. Por otra parte sienten miedo y salen (venden) cuando los mercados van a la baja. Pero cuando un mercado baja es la oportunidad de comprar más barato. 

Si llegaste hasta acá y te gustó lo que leíste bancá el proyecto de este emprendedor invitándome un cafecito con solo un clic. Cada aporte me permite dedicarle más tiempo a este espacio y seguir generando contenido de calidad. Mientras tanto te regalo un episodio del podcast ¡Gracias!