Emprender con cadena de favores

Ningún emprendedor emprende solo. Una cadena de favores puede iniciar tu emprendimiento ¿¡Cómo!? Así como lo lees.

Para dar los primeros pasos podés armar una cadena de favores que ponga en movimiento tu emprendimiento dentro de las personas que ya conocés.

Ayudar y solicitar ayuda es una de las claves para el éxito de los emprendedores. Podés buscar u ofrecerte como mentor, experto o posible socio estratégico en muchas áreas. Cualquier persona en tu rubro sabe que en soledad no se hacen negocios.

Nota Mental: En otra entrada usé el ejemplo de Rocky como emprendedor ¿La leíste? Te la recomiendo. El entrenador, la esposa, el cuñado, el barrio y los rivales son muy importantes en su historia.

Yendo de la ficción a la vida cotidiana, estoy pensando en aquellos vínculos comerciales que son claves para que tu negocio funcione correctamente, cumpliendo su propuesta de valor y generando la rentabilidad esperada.

Sumate al podcast para seguir aprendiendo sobre finanzas personales.

¿Que personas conocés que puedan ser proveedores de tu negocio? Construir un vínculo con proveedores es muy importante en un emprendimiento. Si ya los conocés de otro ámbito social o laboral es un buen punto de partida. Será más fácil congeniar precios, plazos y pagos que le sirvan a ambos.

Al mismo tiempo que vas conociendo proveedores sucede lo mismo con los primeros clientes. A cada cliente le estaré resolviendo un problema con mi producto. Vos al emprender le ofreces una solución al cliente.

Si esos clientes son personas conocidas, referidas o cercanas pueden colaborarte como los primeros clientes o embajadores de tu emprendimiento. Siempre hay un amigo que se transforma en un recomendador serial de tu emprendimiento ¡Encontralo entre los contactos de tu celular!

Si estás por comenzar con tu negocio o estas dando los primeros pasos una cadena de favores puede darte el empujón necesario ¡No desaproveches!

Si llegaste hasta acá y te gustó lo que leíste bancá el proyecto de este emprendedor invitándome un cafecito con solo un clic. Cada aporte me permite dedicarle más tiempo a este espacio y seguir generando contenido de calidad. Mientras tanto te regalo un episodio del podcast ¡Gracias!