Margen de seguridad para comprar acciones

El margen de seguridad para comprar acciones es como el alambre de púas. Te cuida de depredadores y desprevenidos pero si lo manejás mal puede lastimarte.

El margen de seguridad aporta a la idea de la diferencia entre precio y valor. Precio es lo que uno paga, valor es otra cosa. Se calcula de diversas maneras, es subjetivo y depende, en el caso de las acciones, de cuanto vale la empresa.

El margen de seguridad parte del valor estimado de la firma, valor intrínseco, que debe ser calculado con flujo de fondos descontados u otras técnicas contables. Nada más alejado del trader, del timbero o del Lobo de Wall Street, bien técnico y aburrido.

Este margen del que hablamos pone en evidencia que en determinadas circunstancias puede diferir precio de valor. Y si uno está comprando algo que vale más que el precio del momento está capturando lo que hoy denominamos “alfa”.

Esta discrepancia entonces fundamenta las estrategias activas, de elegir activos subvaluados para comprar, o sobrevaluados para shortear.

A la diferencia entre el valor intrínseco y el precio le llama Margen de Seguridad. Cuanto más grande sea éste las chances de pérdida de precio son más bajas. Porque está comprando técnicamente 1$ por 50 centavos, si el margen de seguridad es de 50%.

Espero te sea útil este posteo ¡Conocé más escuchando el podcast!

Si te gusta el contenido que comparto semana a semana llevate un producto de mi tienda para darle sustentabilidad al proyecto ¡Contamos con vos!